Toastmasters. Icebreaker. Rosa Montesa
amistad, aprender, blog, hablar en público

Hablar en público es como tirarse a la piscina

¿Te puede enseñar un profesor a comunicarte con los demás? ¿Puedes aprender a nadar sin agua? Vaya par de preguntas absurdas. Nos comunicamos desde antes de aprender a hablar, sin profesores que nos cuenten la teoría sobre los diferentes tipos de berridos que podemos emitir cuando tenemos hambre. Para nadar es imprescindible que haya agua, da igual si se trata de un lago, un río, el mar o una piscina. Pero difícilmente se puede hacer en la ducha. Comunicarse con los demás es una cosa, y hablar en público es otra. Ambas están íntimamente relacionadas. Todo es comunicación. Hacer discursos, hablar en público, y comunicar delante de una audiencia requiere entrenamiento. Por supuesto que un profesor enseña. Pero como dice mi amigo César, hablar en público es como nadar, si no te tiras a la piscina, es imposible aprender.  En esta piscina de “Hablar en público” tengo muchos amigos. Me siento en mi esquina a observar, y veo entrenadores y nadadores en acción. Para algunos es un trabajo,  para otros es una necesidad. También veo amigos que se divierten nadando en esta piscina. Les mueve la pasión y lo hacen por puro entretenimiento. Son fanáticos del “Learning by doing”, disfrutan del entrenamiento en grupo, y les entusiasma aprender de otros como ellos.  Llevo tiempo viendo cómo disfrutan,  aunque me resultaba divertido,  no conseguían convencerme de que me uniera a ellos, eso de ponerme delante de otros y  hablar, me imponía demasiado. Además, debía hacerlo en inglés. Eso todavía me frenaba más. Ahora ya existe un grupo en castellano, he visto la evolución de buenos amigos y no tengo excusas. 

Icebreaker. Toastmasters. Rosa Montesa

El feedback de un montón de amigos

Finalmente  me he tirado a la piscina con ellos, ya formo parte de Toastmasters Valencia Maristela me cogió de la mano, Víctor me inspiró y César me sacó del agua. No me salió bien. Tendré que esforzarme si quiero aprender a hacerlo como ellos. A continuación añado  unos minutos que grabó Borja. No lo hice bien, veo muchísimos fallos. Tendré que mejorar. No es agradable ver mis defectos y compartirlos, pero forma parte del aprendizaje,  y de nadar en una piscina pública.

Anuncios
Estándar
Rosa Montesa. Gestión del tiempo
aprender, blog, CoworkingValencia, empresa

¿Por dónde empezar?

¡Yo no sé por dónde empezar! ¿Y tú?

¿Te ha pasado esto alguna  vez?

A veces no te sientes dueño de tu propio tiempo. En ocasiones te dejas llevar por las vacaciones, las fiestas, y hasta incluso por la salud. En otras, tu tiempo pasa a tener otros propietarios.

Llevo ya unas semanas así, me dejo llevar por la corriente, al final  me quedo con unas pocas migajas de mi tiempo. No lo entiendo, al final, yo soy la dueña de mi propio tiempo, debería quedarme con lo mejor. Pues no, lo hago fatal, para mí quedan los restos…

¡Cómo envidio a esos expertos que dan lecciones sobre este tema! Me gustaría saber cómo lo hacen, cómo superan los imprevistos y la salud.

Hoy es un domingo de enero por la tarde, estoy programando la semana. Prometo hacer caso de los consejos. Ya veremos si soy capaz de cumplir con todo.

Si estás leyendo esto, te deseo:

¡Feliz semana!

¡Que el trabajo te sea propicio!

¡Que cierres el trimestre, el año y todas esas lindeces!

Y más que nada, te deseo ¡Que la salud te acompañe!

Rosa Montesa. El tiempo, el trabajo y la organización

Estándar