blog

¿Crees que me has encontrado?

Has hecho la búsqueda de Rosa Montesa, y ha aparecido este enlace.

Aquí encontrarás opiniones personales, pero muy poco sobre mi trabajo. Si realmente estás buscando publicaciones de lo que hago, te recomiendo que pases por el blog www.rosamontesa.com. Y si deseas ver cómo hago algunas de mis piezas, también puedes pasearte por www.recicladocreativo.com

Puede ser que lo que esperabas encontrar fuera mi relación con CoworkingValencia.

O también es posible que hayas visto el canal de YouTube de RecicladoCreativo, y te interese saber quién hay detrás de los vídeos. Si, esa soy yo.

A veces pienso que parece que esté jugando al despiste, pero no es así. En cada lugar encontrarás algo diferente, o muy parecido. Todo depende

 

Anuncios
Estándar
Las leyes de la percepción visual - petardos - Rosa Montesa
blog

Cuando los petardos parece que ya están explotados

Soy valenciana, en mi ciudad los petardos son habituales. Cualquier excusa es buena para que huela a pólvora. No importa la hora del día.

Las leyes de la percepción visual - petardos - Rosa Montesa

 

Esa afición deja una huella, no solamente sonora. Las calles se llenan de restos explotados. Nadie los recoge. Solamente los barrenderos se hacen cargo de estas montañas de basura reventada.

Petardos seleccionados para ser reutilizados

Estaba siguiendo un curso y necesitaba materia prima para realizar ejercicios sobre la percepción visual. Decidí salir a la calle para recuperar estos tesoros explotados. Los seleccioné, y comencé a trabajar.

Las bombetas son unos petardos para los más pequeños. Están hechos con papel de seda de colores.

Las leyes de la percepción visual - petardos - Rosa Montesa

Estas composiciones están realizadas en un soporte plano, blanco, tamaño A3.

Las leyes de la percepción visual - petardos - Rosa Montesa

Los mismos restos, según su disposición, generan resultados visuales diferentes.

Las leyes de la percepción visual - petardos - Rosa Montesa

El objetivo de estos ejercicios era crear diferentes composiciones en los que poder percibir la unidad, el peso, el equilibrio y el movimiento.

Pero no solamente estos restos de papel de seda fueron la fuente de inspiración. Mariposas, bombas de humo, salidas, alambres, tubos de cartón… Todo sirvió para llevar a cabo el objetivo.

Estándar
aprender

Estoy algo nerviosa.

Es noche de Reyes, y me siento como cuando era pequeña… Pero con grandes diferencias.

Entonces no sabía quienes eran los Reyes Magos. Ahora sé más cosas. Para que existan, hace falta tener ilusión. Y también sé que los regalos no existen, te los tienes que ganar…

¡Felices Reyes!

cajas_de_regalo_con_botellas_de_plastico_recicladas_rosa_y_azul

¡Regalos que ilusionan!

Minientrada
Intentando tomar el camino lógico
aprender, blog

Plantear retos, alcanzar objetivos, cumplir deseos…

Después de organizar una agenda con las acciones necesarias para alcanzar unos objetivos precisos,

¿se cumplen tus deseos?

Rosa_Montesa (5)Me gustaría saber si lo estoy haciendo bien o mal, si me estoy equivocando. Saber si sigo el camino correcto. Y pienso en lo que decía Machado:

.. no hay camino, se hace camino al andar….

cropped-pasos-en-la-arena1.jpg

Para consolarme miro a mi alrededor. y me doy cuenta que todos somos felices en nuestra justa medida, pero nadie muere de éxito, ni es tan feliz como para comer perdices. La felicidad, alcanzar objetivos o cumplir deseos, no debería ser el final del cuento, sino el principio de todo.

El final es el final, punto. Después de eso ya no hay nada, todo se acabó. Así que, hay que seguir adelante, disfrutando de todo, lo bueno y lo malo, hasta que la fiesta termine.

No paro de hacer cosas para alcanzar objetivos, deseando que se cumplan mis deseos,  y tengo la sensación de no saber si voy por el buen camino.

Direcciones, sentidos, destino. Rosa Montesa. Flechas en el camino

Aprovecho este post para dar la enhorabuena a los expertos en consejos y clases magistrales sobre este tema, que conocen el camino como si lo hubieran recorrido mil veces. Les felicito por ponerse de ejemplo. Han cumplido sus objetivos, han alcanzado la meta.

¿Y ahora qué?

Pues eso, que aunque las cosas no sean como esperabas,  toca seguir trabajando, encontrar otro reto apasionante para alcanzar el próximo objetivo, como si fuera solamente un escalón más. Y si se cumple tu deseo,  alcanzas el objetivo y ya no subes más escalones, podría ser una pésima señal. Tal vez, podría decir que el viaje ha terminado.

Último vuelo de Alitalia VLCFCO

Felicidades a los que saben trabajar por un solo objetivo, alcanzan la meta y se sientan a comer, ellos solitos, una bandeja entera de perdices, espero que disfruten del festín como si fuera el último de su vida.

Sé que mi fiesta no terminará un día comiendo perdices, jamás he comido una, ni lo haré. Prefiero comer unos macarrones o un arrocito, en compañía de la familia y los amigos, todos los días de mi vida, hasta que la fiesta termine.

Si no sigo el calendario previsto, ni alcanzo los objetivos, ni se cumplen todos mis deseos, no comeré perdices, pero veré el amanecer todos los días…

Primer amanecer de 2014. Rosa Montesa

 

 

 

Estándar
blog, CoworkingValencia, recicladocreativo

¡Feliz verano!

El verano es el mejor momento del año para hacer cambios.

Cuando llegan estas fechas, me trastorno. El ritmo baja, el calor hace que todo parezca que va más despacio. Sin embargo. yo aumento el ritmo.

Hagas lo que hagas, disfruta del verano… Y de cada día de tu vida.

¡Feliz verano!

Feliz verano. Estamos de vacaciones

Estándar
El cielo, el mar y el plástico... Blue sea, blue sky, blue bottles. The sky, the sea and the plastics.
aprender, blog, recicladocreativo

Hola, me llamo Rosa y soy adicta

Lo reconozco, soy adicta. Ya he tirado la toalla, he asumido que soy incapaz de salir de este agujero que cada vez es más profundo. Además, esta adicción se ha unido peligrosamente a una de mis pasiones.

Bebo al levantarme, bebo con las comidas, es un placer beber a media tarde, bebo antes de acostarme, y a veces me levanto por la noche para pegar un buen trago.

No bebo alcohol, bebo agua, y beber agua no es una adicción. Beber agua es una necesidad fisiológica.

Mi adicción viene por la bebida, pero no es la bebida.

No más botellas No more bottles recicladocreativo

Me veo, y no me reconozco. Me escucho, y parece que hable otra persona. Es tan fácil opinar desde la distancia…

Cuando veo una botella de plástico, no veo basura. Veo un tesoro. Un objeto que tiene un gran potencial. Podría crear muchas cosas con ella. Entonces ya no me siento tan mal, y la compro. A veces por el contenedor, otras por el contenido. Pero el hecho es que acabo con una botella de plástico en mis manos.

Lámpara realizada con botellas de agua . Reciclado Creativo

Ahora cambiaría muchas cosas de mi discurso. Reconozco que al final me quedé floja. Debería haber sido más contundente.

Icebreaker. Toastmasters. Rosa Montesa

Este es el tema que escogí para mi charla. Genera un grave conflicto en mi interior. Ya he tirado la toalla. No hay nada que hacer. Soy una adicta al plástico, a los envases. Comienzo a tener una dependencia insana para mí, y mucho más insana todavía para el medio ambiente.

Me cuesta hablar en público, me pongo nerviosa. Tal vez podría haber hablado de otra cosa más interesante, que me tocase menos el hígado.

Se trata de una charla entre compañeros y amigos. En Toastmasters cada uno habla de lo que le apetece, y cuando le apetece. Lo bueno de asistir a estas sesiones es que aprendes a comunicar, a hablar en público con tus compañeros, y también de ellos. Al final, te regalan su feedback.

Toastmasters Valencia. Feedback

Gracias a Peter que me grabó el vídeo, me he dado cuenta de muchas cosas que podría haber cambiado. Tengo que mejorar muchísimo.

Me da vergüenza verme hablando en público, y todavía me siento más avergonzada cuando reconozco que soy incapaz de abandonar este consumo exagerado de plástico. Lo peor de todo es que disfruto ambas cosas.

Gracias a los compañeros de Toastmasters por el feedback, y gracias a los que después de haber visto el vídeo, me habéis regalado vuestra opinión.

I love Recycling

Lámparas con botellas de plástico

cajas de regalo con botellas de plástico. Reciclado Creativo
Reciclado Creativo fotos concurso Upcycling reciclaje

 

 

 

 

Estándar
No más botellas No more bottles recicladocreativo
aprender, blog, recicladocreativo

Tal vez, dentro de unos años, sienta vergüenza…

Si, lo reconozco, soy adicta. Dicen que el primer paso para resolver el problema de una adicción, es reconocerla.  Por eso comparto aquí este vicio, o enfermedad, o como se quiera llamar a este consumo irracional que me tiene tan enganchada.

No más botellas No more bottles recicladocreativo

Soy bebedora compulsiva de agua. Me gusta pegar grandes tragos, llenarme la boca, y notar su frescura al pasar por mi garganta. Mi cuerpo lo pide, y siento mono cuando me falta.

No más botellas No more bottles recicladocreativo

Mi afición al H2O es la razón por la que me he convertido en una adicta a las botellas de plástico. La mayor parte del agua que bebo está embotellada. En el supermercado miro las etiquetas de las botellas, intentando escoger el agua del manantial más exótico. Pero reconozco que, casi siempre, es la la forma de la botella o su color lo que me hace tomar la decisión.

Los bebedores de agua embotellada se conforman con tirar las botellas de plástico a los contenedores oportunos. No sienten ningún tipo de culpabilidad. Piensan que tirando las botellas al contenedor amarillo, el problema de este exagerado consumo está resuelto. En lugar de confesarse y rezar unas cuantas oraciones, se hace un peregrinaje al contenedor para enmendar el mal cometido. Yo no puedo, me siento culpable. Me duele tirarlas. Las guardo, y eso me está provocando otro problema. Tengo una especie de síndrome de Diógenes, almaceno las que más me gustan. Veo algo más que simples botellas, intuyo otros objetos. Es como si las botellas me dijeran que haga algo creativo con ellas, que les proporcione otra vida mejor.

Lámparas con botellas de plástico

Algunas ciudades de EEUU están tomando conciencia del despilfarro que supone beber dos tragos de una diminuta botella. En San Francisco ya se prohíbe el uso de estos envases. Tal vez, vivir en California podría ayudarme a frenar mi adicción, pero no está dentro de mis posibilidades económicas. En mi opinión, es muy razonable el posicionamiento de unas autoridades que se preocupan por la calidad del agua de las casas de sus ciudadanos, y que comprenden que un par de tragos no merecen un coste ecológico tan alto.

Aunque si he de ser honesta, me provoca ansiedad solamente pensar que no voy a poder ver botellas en las estanterías de los supermercados. Las botellas me inspiran, sé que puedo reciclar otros materiales, pero el plástico es especial para mí. Si en mi ciudad prohibieran el uso de botellas de plástico, mi síndrome de Diógenes aumentaría. Mejor si no lo pienso, mi corazón se altera. Entro en  conflicto entre el posicionamiento de las autoridades de San Francisco, los movimientos antibotellas de plástico,  y mi pasión por reciclar.

Algunos creen que, dentro de algunos años, las imágenes de personas bebiendo agua de minibotellines nos parecerá tan extraña como ver a una mujer embarazada fumando.

 

No más botellas No more bottles recicladocreativo

Si, tal vez sea posible. No nos estamos dando cuenta de lo ridículo que es tener una mesa llena de botellitas de agua, cuando con una jarra y unos vasos, cubriríamos nuestras necesidades, y no consumiríamos tanto plástico.

No más botellas No more bottles recicladocreativo

Ayer se estrenó una serie de televisión en la que aparecen personas como Flipy, Ana Morgade o Pepe Viyuela, ellos no lo saben, pero en mi casa son como de la familia. Al acabar el capítulo, mostraron imágenes de cómo se hizo la serie. No podía creer lo que vieron mis ojos, decenas de botellines en el centro de la mesa de trabajo. Rodaron en un pueblo, estoy segura que el agua de la fuente debía ser buenísima, pero bebían agua embotellada.

A ellos tres no les pediría que bebieran en botijo (que tampoco hubiera sido mala idea, pero entiendo que no todos saben beber del chorro), pero me gustaría preguntarles si eran conscientes del inmenso desperdicio que tenían en la mesa, si no se sienten responsables de malgastar tantos recursos de la naturaleza para pegar un par de tragos de una botella tan pequeña.

Por suerte o por desgracia, hechos como éste hacen que miles de personas crean que abusar de botellas de plástico es lo natural. Si ellos lo hacen, nosotros también. Total, luego nos damos un paseo hasta llegar al contenedor, y problema resuelto.

 

+

Estándar